Fecundación in Vitro

La fecundación in vitro se define como la unión de un óvulo y un espermatozoide fuera del cuerpo, en un laboratorio de fecundación in vitro muy especializado, y la posterior transferencia de los embriones obtenidos en el interior del útero de la paciente.

La fecundación in vitro apoya a pacientes con las siguientes condiciones, entre otras:

  • Trastornos ovulatorios,
  • Trompas de Falopio bloqueadas o dañadas,
  • Endometriosis,
  • Baja calidad espermática.
 

Procedimiento

Existen 6 pasos básicos para la fecundación in vitro:

  1. Estimulación ovárica
    En este paso, las mujeres inician un tratamiento a base de pastillas o inyecciones que contienen hormonas. El objetivo es estimular los folículos de los ovarios para hacerlos crecer y así lograr que los óvulos comiencen a madurar.

    Este paso tiene una duración aproximada de 10 días y durante el mismo se realizan evaluaciones por ultrasonido para verificar que el desarrollo de los folículos sea adecuado.
  2. Obtención de los óvulos maduros
    La mujer es intervenida en un quirófano especializado en tratamientos de reproducción humana donde se le administra una anestesia por sedación y por medio de un procedimiento indoloro se extraen los óvulos maduros de su cuerpo vía vaginal.
  3. Inseminación y fecundación
    Consiste en la clasificación de los óvulos que se extrajeron y se realiza dentro del laboratorio de fecundación in vitro. Aquí, estos óvulos son inseminados (se unen con el espermatozoide) y mantenidos en medios apropiados para su desarrollo. A las 24 horas posteriores a la inseminación se evalúa cuántos de estos óvulos fecundaron en forma adecuada.
  4. Cultivo embrionario
    Los óvulos que fueron fecundados correctamente permanecen en medios de cultivo adecuados que permiten su correcto desarrollo hasta el día 3 o 5 de desarrollo in vitro (esta última fase es llamada etapa de blastocisto).
  5. Transferencia embrionaria
    Consiste en seleccionar el o los embriones de mejor calidad morfológica o genética para que puedan ser transferidos al útero de la mujer con un catéter muy flexible. Para la transferencia embrionaria la paciente requiere reingresar a la clínica, este es un procedimiento que no causa dolor y no requiere anestesia.
  6. Congelación de embriones de buena calidad que no fueron transferidos y que podrán utilizarse en un siguiente intento
    Este punto es posterior a la transferencia embrionaria. Se evalúan los embriones que tuvieron un adecuado desarrollo, pero no fueron utilizados para ser transferidos, por lo que se procede a vitrificarlos (crio-preservación celular a -196°C en nitrógeno líquido) y guardarlos para que puedan ser utilizados en otra ocasión.
 

Características del método

  • Es el tratamiento de reproducción asistida con mayor probabilidad de éxito.
  • Debido a la antigüedad de la técnica (desde el 1978), su eficacia y fiabilidad están más que comprobadas.
  • El riesgo de complicaciones es muy bajo.
  • Al observar al microscopio los óvulos extraídos, los espermatozoides y los embriones formados, se obtiene información valiosa sobre la posible causa de infertilidad de la pareja y cualquier anomalía morfológica.
  • Poder congelar los embriones sobrantes de buena calidad del tratamiento por si se requiere otro intento.
 

Tasa de éxito

Tomar la decisión sobre qué centro de reproducción asistida elegir es difícil ya que deben tomarse en cuenta múltiples factores.

Queremos apoyarte en esta situación, por lo que compartimos aquí los porcentajes de éxito que maneja nuestra clínica de fertilidad en el logro de embarazos con un tratamiento de fecundación in vitro.

Consulta a un especialista en reproducción asistida para determinar el método adecuado a tus necesidades.

Fecundación in vitro con óvulos propios

FIV-ovulos propios-citmer

Fecundación in vitro con óvulos de donante

FIV-óvulos-donante-citmer
banco-de-semen-donante-citmer

¿Requieres un tratamiento con donante?

Conoce más acerca de nuestro Banco de Semen Internacional >